Social Icons

miércoles, 7 de julio de 2010

Caduceo: Hermes y Asclepio

Todos conocemos de uno forma u otra al caduceo, que una vara con dos serpientes entrelazadas con una alas en la parte superior. O bien, como una vara con una serpiente enredada. En la imagen el de la izquierda es el caduceo de Asclepio (Esculapio en Roma) y el de la derecha el de Hermes. El de Asclepio es el símbolo de la medicina y el de Hermes de la Paz, la Concordia, el comercio, la comunicación y los heraldos, y de los caminos y los viajeros.


Hermes



En la mitología grecoromana esta vara era llevada por los heraldos, siendo su dios Hermes (Mercurio en el panteón romano), que además era el dios del comercio. De acuerdo al mito, Hermes vio luchar a dos serpientes y las separó pacíficamente con el caduceo. Las serpientes dejaron de luchar y se separaron.

Siendo Hermes el patrono de los comerciantes, los mensajeros y los ladrones, el caduceo se traslado al símbolo de estas profesiones. Ya que convirtió en el símbolo de la paz, la concordia y el comercio. Hablaremos un poco más a profundidad de Hermes.

Hermes (Mercurio para los romanos) es el dios del azar y la riqueza, patrono de los comerciantes y los ladrones, guardián de los caminos y protector de los viajeros, mensajero de los dioses. Según el mito es hijo de Zeus y de Maya. A las pocas horas de nacer, siendo un dios creció rápidamente y salió a búsqueda de aventuras. Una vez fuera de la cueva en la que nació vio un rebaño, que era propiedad de su hermano Apolo, sintió la tentación de robarlo, y lo hizo poniéndole calzado de corteza al rebaño para que no dejaran huellas. 

En el regreso se encontró con una tortuga y con su caparazón  y las tripas de unas vacas hizo un nuevo instrumento musical (la lira). Cuando Apolo descubrió que le habían robado sus vacas ofreció una recompensa para aquel que encontrara al ladrón. Sileno, hijo de Pan que pasaba cerca de la cueva en la estaba Maya y Hermes, escuchó la música de la lira. LLegando a la cueva se encontró con Cilene (la nana de Hermes) y le preguntó:

--¿Quién es el músico?

--Un niño muy listo que ha nacido ayer. Ha construido un nuevo tipo de instrumento musical, tensando tripas de buey en la caparazón de una tortuga.

En ese momento, Sileno vio las pieles de los bueyes y las reconoció como pieles de los bueyes de Apolo. Entonces pregunto:

--¿Acaso esas son las pieles de los bueyes con los que hizo su instrumento?

--Sí--contestó Cilene--¿Por qué?

--Porque son de los bueyes de Apolo

--¿Estás acusando a un niño inocente de ladrón?

--Si no fue el niño fuiste tú.

--¿Cómo te atreves a decir esas cosas viejo asqueroso?

En ese momento se hizo presente Apolo, hecho una furia se metió en la cueva y despertó a Maya

--Me llevaré a tu hijo porque me ha robado mis bueyes

--¿Cómo puedes decir tal cosa? Mi hijo es un recién nacido

--Eso no le impidió robarse mis bueyes

Se dirigió hacia donde estaba Hermes lo agarró y se lo llevó al Olimpo, para que Zeus le impusiera un castigo.

Una vez en el Olimpo, Apolo convocó a un consejo de dioses para que decidieran el castigo que se merecía el ladrón. Todos los dioses se presentaron precedidos por Zeus. Con el ceño fruncido le preguntó:

--¿Quién eres, pequeño?

--Tu hijo Hermes, padre--contestó--he nacido ayer

--Entonces, seguramente eres inocente de este crimen

--¡Claro que no!--objetó un indignado Apolo--Estoy seguro que robó mis bueyes

--Así es, yo robé los bueyes de Apolo--contestó el infante--pero, ayer no entendía la diferencia de lo bueno y lo malo. Te pido perdón por lo que he hecho, y te regreso los bueyes que quedan. Los dos que maté eran en sacrificio para los doce dioses del Olimpo.

--¿Cuáles doce, si somos once?--preguntó Apolo

--Pues, ustedes y yo mismo.

Zeus y el resto de los dioses decidieron que era justo que le regresa sus bueyes a Apolo.

Ambos regresaron a la cueva, en lo que Apolo recogía sus bueyes Hermes se puso a tocar la Lira. Apolo sorprendido con ese instrumento.

--¿Qué es eso? Deja inmediatamente ese instrumento, ¡el dios de la música soy yo!

--Lo haré, pero si a cambio me puedo quedar con los bueyes.

Apolo sorprendido por la propuesta, no sabía que hacer así que decidió quedarse con la lira, para cerrar el trato se estrecharon las manos. Volvieron al Olimpo para informar que ya habían resulto el problema de los bueyes. 

Entonces Zeus llamó a Hermes, y sentándolo en sus rodillas le dijo:

--Hijo mío, eres muy listo. Pero debes tener cuidado de no mentir y de hacer las cosas correctamente

--Te prometo que así lo haré--respondió Hermes--Quisiera que me nombraras tu heraldo para que veas que puedes confiar en mí.

--Que así sea--le dijo Zeus-- Además, te encargaras de los negocios, de todas las compras y las ventas, y de proteger el derecho de los viajeros a circular por cualquier camino público que quieran, siempre que sea en paz y concordia.

Así Zeus le entrego su caduceo, un pétaso áureo para protegerse de la lluvia y unas sandalias aladas doradas, que lo harían volar más rápido que el viento. 

Comerciantes y viajeros utilizan a Hermes y su caduceo como símbolos:





Asclepio




Es hijo de Apolo y de la ninfa Corónide. Muerta ésta por serle infiel a Apolo, Hermes salvó al hijo de la pira funeraria y lo entrego al sabio Centauro Quirón, rey de los centauros, que se hizo cargo de su educación. Le enseñó el tiro con arco, el alfabeto, astronomía, pero lo que más le gustó estudiar fue la medicina. Tras estudiar por años con Quirón Asclepio se convirtió en el más grande médico de Grecia. 

Al ser tan grande su fama Atenea, le obsequió dos redomas de la sangre de Medusa, con una podría revivir a los muertos y con la otra destruir instantáneamente a quién se la diera. 

Con ello Asclepio revivió dos o tres veces a algún muerto, cosa que molestó sobremanera a Hades, dios del inframundo. Constantemente se quejaba con Zeus porque le reducía súbditos en el inframundo.

--Uno de los hijos de Apolo me está quitando súbditos

--No te preocupes, aunque los cura tarde o temprano mueren--respondía Zeus.

--Pero también se ha opuesto a tus mandatos--dijo Hades muy serio

--¿Cómo es eso?--preguntó Zeus desconcertado

--Hace días resucitó a Hipólito que había sido descuartizado por sus caballos.

Zeus se puso furioso, se levantó de su trono y lanzo un rayo sobre Asclepio matándolo. 

Apolo se enojo tanto por la muerte de su hijo que en venganza contra su padre mató a todos los cíclopes de Zeus, que fueron los construyeron los muros del Olimpo y forjado sus rayos.

Zeus castigó a Apolo, ordenándole que se convirtiera en un simple pastor  durante un año y que se pusiera al servicio del rey Admeto de Feres, un simple mortal.

Los símbolos de Asclepio era la serpiente que representa la renovación (a causa de su muda piel, que se creía era permanecer eternamente joven). Utilizaba un caduceo con una serpiente. Así como los perros por ser guardianes de los humanos.

El báculo de Asclepio se comenzó a utilizar como símbolo de la medicina en la edad media. Y por un error en las fuerzas aéreas estadounidenses confundieron con el de Hermes. La Organización Mundial de la Salud utiliza el caduceo de Asclepio en su escudo.  Así como los paramédicos.



1 comentarios:

  1. Felicitaciones por su interés en la Alquimia Interior
    Todos los secretos de la ALQUIMIA
    de Hermes y de los Faraones
    según las revelaciones del gran Adepto VITRIOL
    Por primera vez en más de 40 siglos

    Reciben la Invitación para visitar
    La Alquimia del Adepto VITRIOL
    http://www.adeptovitriol.esforos.com/

    Saludos cordiales
    Rosemunde y Fragarí

    ResponderEliminar